EL DOCUMENTO QUE REVELA LAS NOTABLES TÁCTICAS DE LOS GRUPOS DE PRESIÓN TRANS


Esta es una traducción del artículo original escrito por James Kirkup en 2019:

The document that reveals the remarkable tactics of trans lobbyists | The Spectator


Gran parte del debate sobre los transexuales no tiene explicación. Uno de los aspectos más desconcertantes es la rapidez y el éxito de un reducido número de pequeñas organizaciones para conseguir una gran influencia sobre organismos públicos, políticos y funcionarios. ¿Cómo se ha podido imponer una idea en tantos lugares con tanta rapidez?


Personas y organizaciones que a principios de esta década no tenían una política clara sobre las cuestiones trans, o ni siquiera las conocían, están ahora abrazando con entusiasmo las identidades de género no binarias y la transición, ofreciendo aseos de género neutro y otros cambios necesarios para acomodar a las personas trans y sus intereses. Estos cambios, entre otras cosas, han sorprendido a muchas personas. Se preguntan cómo ha sucedido, y por qué nadie parece haberles preguntado qué piensan al respecto, ni han considerado cómo podrían afectarles esos cambios.


Sorprenden algunos de los organismos que han abrazado estos cambios con mayor celo: la policía no es famosa por ser socialmente liberal, pero muchas fuerzas están ahora a la vanguardia en este aspecto, hasta el punto de comprobar nuestros pronombres y acosar a las ancianas que dicen lo que no deben en Twitter.


¿Cómo hemos llegado hasta aquí? Creo que podemos descartar la idea de que se trata de una simple cuestión de organizaciones que siguen a una sociedad cambiante. Francamente, la sociedad todavía no sabe mucho sobre la transexualidad. Si trabajas en el centro de Londres en ciertos sectores, vives en una ciudad universitaria (o en una universidad) o tienes hijos que asisten a una escuela (probablemente de clase media), puede que tengas algún conocimiento directo. Pero apuesto a que la mayoría de la gente no conoce a ninguna persona trans y no tiene opiniones desarrolladas sobre cómo debería evolucionar la ley con respecto a su estatus.


Así que la pregunta vuelve a ser: ¿cómo han conseguido organizaciones con presupuestos reducidos y recursos limitados un éxito tan asombroso, no sólo en el Reino Unido, sino en otros lugares?


Pues bien, gracias al website jurídico Roll On Friday, he visto un documento que ayuda a responder a esa pregunta.


El documento es obra de Dentons, que dice ser el mayor bufete de abogados del mundo; la Fundación Thomson Reuters, una rama del antiguo gigante de los medios de comunicación que parece estar dedicada a políticas identitarias de diversa índole; y la International Lesbian, Gay, Bisexual, Transgender, Queer and Intersex Youth & Student Organisation (IGLYO). Tanto Dentons como la Fundación Thomson Reuters señalan que el documento no refleja necesariamente sus opiniones.


El informe se titula “¿Sólo adultos? Buenas prácticas en el reconocimiento legal del género para los jóvenes”.


Su objetivo es ayudar a los grupos trans de varios países a introducir cambios en la ley para permitir que los niños cambien legalmente de sexo, sin la aprobación de los adultos y sin necesitar la aprobación de ninguna autoridad. “Esperamos que este informe sea una herramienta poderosa para los activistas y las ONG que trabajan para promover los derechos de los jóvenes trans en toda Europa y más allá”, dice el prólogo.


Como cabría esperar de un informe coescrito por el personal de un importante bufete de abogados, se trata de un documento completo y sólido, que resume la legislación, la política y la "defensa" en varios países. Basado en las contribuciones de grupos trans de todo el mundo (incluidos dos en el Reino Unido, uno de los cuales no se nombra), recoge y comparte las "mejores prácticas" de "presión" para cambiar la ley de modo que los padres ya no puedan opinar sobre el sexo legal de sus hijos.


En palabras del informe:


Se reconoce que la exigencia del consentimiento de los padres o de un tutor legal puede ser restrictiva y problemática para los menores”.


Se podría pensar que el propósito mismo de la paternidad es, en parte, "restringir" las decisiones de los niños que, por definición, no pueden tomar decisiones adultas plenamente informadas por sí mismos. Pero esa no es la postura del informe.


De hecho, sugiere que "los Estados deberían tomar medidas contra los padres que obstruyen el libre desarrollo de la identidad de un joven trans al negarse a dar la autorización paterna cuando se requiera".

En resumen, se trata de un manual para grupos de presión que quieren eliminar el consentimiento de los padres sobre aspectos importantes de la vida de los niños. Un manual escrito por un bufete de abogados internacional y respaldado por una de las mayores fundaciones benéficas del mundo.


¿Y cómo sugieren los autores que se logre el cambio legal?


Creo que vale la pena citar el consejo en detalle, porque es la primera vez que veo esto por escrito en un foro público. Y porque creo que cualquiera que tenga algún interés en cómo se hace la política y cómo funciona la política debería prestar atención.


He aquí una amplia observación del informe sobre la mejor manera de promulgar una agenda pro-trans:


“Aunque los factores culturales y políticos desempeñan un papel fundamental en el enfoque que debe adoptarse, hay ciertas técnicas que surgen como eficaces para el progreso de los derechos trans en los países con "buenas prácticas".


Entre esas técnicas: "Adelantarse a la agenda del Gobierno".

¿Qué significa eso? Aquí está con más detalle:


En muchas de las campañas de defensa de las ONG que estudiamos, hubo claros beneficios cuando las ONG consiguieron adelantarse al gobierno y publicar una propuesta legislativa progresista antes de que el gobierno tuviera tiempo de desarrollar la suya. Las ONG deben intervenir en una fase temprana del proceso legislativo e, idealmente, antes de que éste haya comenzado. Esto les dará mucha más capacidad para dar forma a la agenda del gobierno y a la propuesta final que si intervienen cuando el gobierno ya ha empezado a desarrollar sus propias propuestas”.


Eso le resultará familiar a cualquiera que sepa cómo un informe del comité selecto de los Comunes en 2016, que adoptó varias posiciones de los grupos trans, fue seguido en 2017 por un plan del gobierno del Reino Unido para adoptar la auto identificación del sexo legal. Para mucha gente, esa propuesta, que salió de Whitehall con un aspecto bastante desarrollado, salió de la nada.


De todos modos, aquí hay otro consejo del documento: "Unir su campaña a otra reforma más popular".

Por ejemplo:


En Irlanda, Dinamarca y Noruega, los cambios en la legislación sobre el reconocimiento legal del género se aprobaron al mismo tiempo que otras reformas más populares, como la legislación sobre la igualdad matrimonial. Esto proporcionó un velo de protección, en particular en Irlanda, donde la igualdad matrimonial recibió un fuerte apoyo, pero la identidad de género siguió siendo una cuestión más difícil de conseguir el apoyo del público".


He añadido mi negrita ahí, porque creo que son frases muy reveladoras. Se trata de una cuestión que es "difícil de conseguir el apoyo del público" y que se oculta mejor tras el "velo de protección" que proporciona una cuestión popular como los derechos de los homosexuales. De nuevo, cualquiera que haya echado un vistazo al debate sobre la transexualidad en el Reino Unido reconocerá esta descripción.


Otra recomendación es aún más reveladora: "Evitar una cobertura y exposición excesivas en la prensa".

Según el informe, los países que han avanzado más rápidamente en el avance de los derechos de los transexuales y en la eliminación del consentimiento paterno han sido aquellos en los que los grupos de presión para esos cambios han conseguido impedir que el público en general conozca sus propuestas. Por el contrario, en lugares como Gran Bretaña, cuanta más "exposición" ha tenido esta agenda, menos éxito ha tenido el lobby:


“Otra técnica que se ha utilizado con gran efecto es la limitación de la cobertura y exposición de la prensa. En algunos países, como el Reino Unido, la información sobre las reformas de reconocimiento legal de género se ha malinterpretado en los medios de comunicación principales, y como resultado ha surgido la oposición". .... En este contexto, muchos creen que las campañas públicas han sido perjudiciales para el progreso, ya que gran parte del público en general no está bien informado sobre las cuestiones trans, y por lo tanto pueden surgir interpretaciones erróneas.”


En Irlanda, los activistas han presionado directamente a los políticos individuales y han tratado de mantener la cobertura de la prensa al mínimo para evitar esta cuestión". (Énfasis añadido).


Aunque ofrece amplios consejos sobre la necesidad de mantener la agenda de los derechos de los transexuales fuera de la mirada del público, el informe tiene bastante menos que decir sobre la posibilidad de que los defensores intenten hacer lo que todo el mundo hace en política y presentar un argumento persuasivo para su causa. Convencer a la gente de que esto es una buena idea no aparece mucho en el informe, que tiene 65 páginas.


No voy a decir lo que pienso del informe, ni de la agenda que establece. No voy a hacer comentarios sobre él ni sobre sus autores. Sólo voy a intentar resumir su naturaleza y contenido:


Un importante bufete de abogados internacional ha colaborado en la redacción de un manual para los grupos de presión que quieren cambiar la ley para impedir que los padres tengan la última palabra sobre cambios importantes en el estatus de sus propios hijos. Ese manual aconseja a los que presionan para que se produzca ese cambio que oculten sus planes tras un "velo" y que se aseguren de que ni los medios de comunicación ni el público en general sepan mucho sobre los cambios que pretenden introducir en los niños. Porque si el público se entera de esos cambios, podría oponerse a ellos.


Ese manual aconseja a los que presionan para que se produzca ese cambio que oculten sus planes tras un "velo" y que se aseguren de que ni los medios de comunicación ni el público en general sepan mucho sobre los cambios que pretenden introducir en los niños. Porque si el público se entera de esos cambios, podría oponerse a ellos.

Empecé mi primer trabajo como investigador en los Comunes en 1994. Desde entonces, he estudiado y escrito sobre política y legislación. Y según mi experiencia sobre cómo se producen los cambios en la legislación, el enfoque descrito en ese informe simplemente no es normal ni habitual. En una democracia, todos somos libres de defender cualquier política o posición que deseemos. Pero normalmente, cualquiera que quiera cambiar la ley acepta que para hacerlo necesita ganarse el apoyo o, al menos, el consentimiento de las personas cuya autoridad, en última instancia, da fuerza a la ley.


El enfoque descrito, en detalle, en el informe de Dentons equivale a una forma muy diferente de ejercer presión para conseguir las leyes y políticas que se desean. Y lo que es más importante, sugiere que en varios países se ha tenido bastante éxito haciendo lobby detrás de un "velo" y de una manera que evita deliberadamente la atención del público. Esto, creo, debería interesar a cualquiera que se preocupe por cómo se llevan a cabo la política y las políticas, independientemente de que le interese o no el tema de la transexualidad.


Voy a concluir con una observación que ya he hecho aquí antes, pero que creo que vale la pena repetir en el contexto de ese informe y las cosas que podría decir a la gente sobre otros aspectos de la cuestión trans: ninguna política hecha en la sombra puede sobrevivir a la luz del sol.

562 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo